top of page

Haz que tu nochebuena luzca frondosa: 3 trucos infalibles para que no se deshoj



La Nochebuena es una de las plantas más representativas de la Navidad, en especial, la tradicional de color rojo intenso que pareciera estar aterciopelada, son perfectas para adornar y despertar nuestro espíritu navideño. Si por más que la cuidas, notas que sus hojitas se arrugan y comienzan a caerse, haz que luzca frondosa: 3 trucos infalibles para que no se deshoje.


¿Cuántos tipos de Nochebuenas existen?


La flor de nochebuena, flor de pascua o Euphorbia pulcherrima, como también se le conoce, es una hermosa planta ornamental nativa de México, de hecho, es una de las más cultivadas en todo el mundo. De acuerdo con el Instituto de Ecología (INECOL), existen alrededor de 100 variedades, desde la tradicional roja, rosada, salmón, blancas, marmoleadas o con flecos en los márgenes.


Si cada año terminas comprando una maceta de nochebuena porque siempre se te marchita, sigue estos consejos para mantenerla hermosa, estoy segura que la próxima vez tendrás un hermoso árbol en tu jardín, pues con los cuidados adecuados llegan a medir hasta 4 metros de altura. ¡Tal como lo lees!


¿Por qué se le caen las hojas a mi nochebuena?


Elegir una hermosa nochebuena, no significa que se mantendrá igual de preciosa durante toda la temporada, si tiene alguna necesidad lo notarás de inmediato en sus hojitas, sobre todo si se arrugan hasta caerse, ¿qué podría ser?




1. Falta de agua/exceso de riego


¿Cuándo fue la última vez que la regaste? Este es una de las principales causas por las que terminan muriendo las nochebuenas antes de terminar la Navidad. Si notas que sus hojitas lucen “colgadas”, “tristes” y el sustrato está demasiado seco, definitivamente le hace falta agua.


Cuando una nochebuena florece, regularmente consume más agua de lo normal para mantener sus colores tan vivos, lo más recomendable es que la riegues dos veces a la semana para que la tierra no se mantenga totalmente seca, pero asegúrate de no encharcarla.


Sí, esta plantita es un poco especial en cuanto al riego porque si recibe demasiada agua se debilitará hasta marchitarse, sobre todo si no cuenta con un buen drenaje, el sustrato guardará mucha humedad logrando que las raíces se pudran por falta de oxígeno.


Aquí la clave es regarla solamente dos veces a la semana, coloca agua directamente sobre la maceta, pero sin mojar sus hojas, ya que esto podría decolorarlas o marchitarlas.


2. Lleva envuelta mucho tiempo


Seguramente te has dado cuenta que muchas veces los vendedores envuelven la maceta con papel celofán para decorarlas y que se vean más bonitas, sin embargo, las nochebuenas desprenden un gas llamado etileno y si no le quitas ese papel, no puede respirar correctamente, pues se queda encerrado en la maceta.


La solución es muy fácil, no compres tu planta con esa envoltura o retirala al llegar a casa, yo sé que se ven preciosas, pero te aseguro que sin esa envoltura sus hojitas se mantendrán más fuertes, sanas y en su lugar, no dejes que tu nochebuena se quede “pelona” antes de Navidad.


3. Le hace falta luz


Todas las plantas necesitan cierta cantidad de luz solar para mantenerse hermosas, no importa que sean de sombra o resolana, pues es parte de su alimento.


Ubícalas en un lugar donde entre el sol por una ventana para que se vea más frondosa y no comience a marchitarse, también puedes sacarla a resolana unas cuántas horas para que no la queme el sol directo.


Ya lo sabes, aplícate con estos 3 trucos infalibles para que tu nochebuena no se deshoje y te dure en perfectas condiciones toda la temporada navideña, si la cuidas bien, el próximo año no tendrás que comprar más macetas.



Comments


bottom of page