En la Casa Natal de Morelos, la expo "El Sentido"


Las creaciones del artista Arturo Pérez Morelos, quien expone por primera vez en la capital michoacana, en el patio principal del recinto hasta el 17 de febrero.


Morelia, Michoacán. Hay quienes gustan de pintar para expresarse, y hay quienes como Arturo Pérez Morelos, disfrutan el solo hecho de hacerlo y sentirlo, y es precisamente eso lo que el artista plasma en “El sentido”, nombre de la exposición que se encontrará en el Museo Casa Natal de Morelos hasta el próximo 17 de febrero.


En entrevista Pérez Morelos, expresó que ésta es su primera exposición en Morelia, hecho que toma mayor significado al efectuarse en el citado espacio perteneciente a la Secretaría de Cultura de Michoacán (Secum).


Con 56 años de vida, Pérez Morelos recordó que fue a la edad de 20 años cuando comenzó a tomar clases de pintura en la Casa de la Cultura de Morelia bajo la guía de su maestro Gilberto Ramírez; gusto que dejó por espacio de 30 años al ingresar a laborar al Sistema Michoacano de Radio y Televisión, donde desempeñó diferentes cargos, entre ellos el de camarógrafo y reportero.


Fue hace cinco años que decidió retomar su pasión por la pintura y proseguir sus estudios en la Casa de la Cultura de Morelia con diferentes maestros, entre ellos Rafael Flores, y en clases particulares con Jaime Rábago Vallín.


Sobre las 22 pinturas que integran “El Sentido”, Pérez Morelos explicó que algunas obras datan de cuando reinició su afición por la pintura en 2012, aunque algunos de sus lienzos fueron creados en 2017 y lo que va de 2018.


La técnica empleada en las obras es óleo, la cual dijo, es la que más le agrada para recrear paisajes, bodegones y desnudos, con un estilo impresionista, para dejar a un lado el detalle y basarse en la pincelada libre y el color puro de las formas.


También expresó que su primera exposición tuvo lugar en el Centro Cultural Antiguo Colegio Jesuita, en Pátzcuaro, en octubre de 2016.


Arturo Pérez Morelos señaló que más que un medio para transmitir algún mensaje, la pintura se ha convertido en una forma de terapia.


"He aprendido a fluir con la vida, y conforme se van dando las cosas así las vivo”, expresó.